La efectividad del sistema de refuerzo de asfalto está sujeta a tres condiciones necesarias:

resize_png_new
Geomalla de fibra de vidrio suficientemente protegida por una resina diseñada específicamente para que no se destruya durante la implementación o el tráfico

 

Apertura de malla suficiente para permitir que los agregados atraviesen y no formen un plano deslizante

 

El módulo de elasticidad de la rejilla como producto terminado (y no como fibras de vidrio) es más alto que el del asfalto de alto módulo, independientemente de las temperaturas de uso.

 

Pre-tensión de las fibras en la fabricación confiere a la geomalla un bajísimo estiramiento, menor que en mallas de poliéster o polipropileno, por ejemplo, haciendo de las geomalla de fibra de vidrio la mejor opción para el refuerzo de capa de revestimiento asfáltico de pavimentos.
Resistencias mecánicas adecuadas para el tráfico específico del proyecto, con las redes bidireccionales más comunes de 50 x 50 kN / m o 100 x 100 kN / m.

.

resize_png_new (1)

Emulsión de betún asfáltico de buena calidad y en una dosis definida.

resize_png_new (2)

Buena implementación, de acuerdo con las reglas del arte, para que haya pegado del nuevo asfalto en el soporte, con el refuerzo integrado.

En general, la geomalla debe aplicarse entre dos capas vinculadas, incluso si la del soporte es antigua.